Por qué beber vino es bueno para la salud

Hay días en los que simplemente nos apetece tomarnos una copa de vino sin ninguna razón. A todos los amantes del vino, nos gusta el aspecto «ritual» de tener nuestra pequeña bodega en casa, seleccionar el vino que vamos a tomar, descorcharlo, olerlo, coger las copas y servirlo para degustarlo solo en en compañía de otros alimentos. Pero el vino no es solo una cuestión de gusto si no también de salud.

Numerosos estudios científicos han confirmado lo que todos sabíamos: que una o dos copas diarias de un buen vino reporta numerosos beneficios para la salud, siempre que el vino se consuma con moderación y responsabilidad. Y estos beneficios no solo tienen que ver con la salud física, como la reducción del riesgo de sufrir una enfermedad del sistema cardiovascular,  sino también con la salud psicológica, pues el vino ayuda a liberar el estrés y nos hace sentir mejor.

Por qué beber vino es bueno para la salud

Vamos a repasar algunas de estas razones:

1) Menos riesgo de enfermedad cardiovascular. Ingerir moderadamente vino reduce el riesgo de sufrir una enfermedad cardiovascular gracias a los polifenoles y al etanol presente en el vino tinto. Como ejemplo, según informa un estudio sobre las bondades del vino tinto publicado en el American Journal of Clinical Nutrition, la combinación de estos componentes tienen distintos efectos beneficiosos sobre las moléculas inflamatorias causantes de la aterosclerosis.

2) Mejor agilidad mental. Más de 70 estudios avalan que es mucho mejor para las capacidades cognitivas y de agilidad mental de nuestro cerebro beber vino que abstenerse de hacerlo. Según estos estudios, debido a los antioxidante que posee previene la demencia, pues reducen la inflamación e inhiben la coagulación, mejorando así el riego sanguíneo del cerebro.

3) Mejora las defensas. Un estudio británico demuestra que aquéllos que beben vino reducen un 11% el riesgo de infección de una bacteria causante de gastritis, úlceras y cáncer de estómago. Además, un poco de vino durante las comidas ayuda a matar los gérmenes presentes en los alimentos que diariamente ingerimos.

4) Mejora la salud de tu boca y de tus dientes. Según un estudio del Journal of Agricultural and Food Chemistry, la ingesta de vino tanto tinto como blanco ayudaría a combatir las caries, la gingivitis y el dolor de garganta. Además, evitan la caída de los dientes, de acuerdo con otra reciente investigación italiana.

5) Más jóvenes. Muchos estudios han coincidido en que el vino contiene vitaminas que combaten el envejecimiento y ayudan a tener una piel más bella.  Además, sus efectos sobre el metabolismo hacen que reduzca la obesidad y el sobrepeso al envejecer.

Después de todo esto, ¿a qué conclusión llegamos? Pues a una muy simple: bebamos vino con moderación y a disfrutar de la vida.


No Replies to "Por qué beber vino es bueno para la salud"


    Got something to say?

    Some html is OK

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.